Crónicas musicales alfonsíes

Silencio en la mañana de domingo en la Iglesia de San Miguel. Ventanas cerradas. Palabras antiguas. Gentes reunidas para contar historias. Percusiones metálicas que recorren los pasillos llamándonos desde milenios atrás. Dulces sonidos de flautas que se unen, se separan y se vuelven a unir. La historia de un rey. La historia de una reina que al principio se sabía no amada y después se volvió imprescindible. Derrotas terribles. Terrores primigenios. Victorias in extremis. La vida que pasó. La gloria que se perdió. Todas estas cosas nos contaron este domingo pasado en la Iglesia de San Miguel “Piacere di Flauti”.

Desde el principio de los tiempos las gentes se reunían para escuchar las viejas historias de los que vivieron antes. A veces eran historias gloriosas que conjuraban los miedos colectivos. Otras esas historias animaban a lanzarse a la búsqueda de aventuras que narrasen los tiempos futuros. Este domingo pasado nos reunimos las gentes en la Iglesia de San Miguel a escuchar las viejas historias de un antiguo rey de Castilla llamado Alfonso. La historia de este antiguo rey tiene capítulos gloriosos pero también luctuosos, amores imposibles, dignidad, derrotas y victorias. Allí nos juntamos a escuchar a Jesús Andrés de Dios narrar la vida de este rey como se hizo siempre, desde el principio hasta el final. Textos posados que iban cosiendo con la paciencia de un bordado antiguo las melodías de las flautas de Piacere di Flauti.

Piacere di Flauti presentaban en este concierto a beneficio de SOS Aldeas Infantiles y con el patrocinio de la Universidad de Castilla-La Mancha su disco “Aldefonsus Nobilis”. Esta formación se creó en Cuenca en 2012 centrada en el repertorio de flauta de pico, que tuvo su época gloriosa durante el Renacimiento, pero que en la actualidad es un repertorio raramente interpretado. Este grupo formado por Silvia Rodríguez Ariza, José Menéndez Galván y Gonzalo Alonso Osuna, fue desgranando musicalmente la biografía del rey Alfonso VIII derrotado en Alarcos y vencedor en las Navas de Tolosa. Durante el concierto pudimos disfrutar de la sonoridad de distintos tipos de flautas e instrumentos antiguos de viento, arropados cálidamente por las percusiones diversas, sugerentes y ancestrales de Álvaro Garrido y la voz de César Carazo que lanzaban las interpretaciones hacia una época remota y épica.

Alfonso VIII da para eso y para mucho más. Un personaje gigantesco, enorme. Un rey que cambió la historia del mundo cuando convirtió la derrota de Alarcos en la victoria de las Navas de Tolosa. Y a su lado esa reina Leonor Plantagenet enorme y que transformó para siempre la historia cultural.

Este disco de “Crónicas Musicales Alfonsíes” nos abre el apetito de saber más. Para ello sólo tenemos que acercarnos a la librería y leer la historia de este rey de la mano de Peridis en su novela “Esperando al Rey” o descubrir a la reina Leonor gracias a la monografía que acaba de publicar Miguel Romero.

Hagamos honor a los que nos precedieron. Contemos sus historias.

 

Más información sobre este proyecto y puntos de venta de este disco.

 

Deja un comentario