Priego

Priego tiene mil colores. Vivos rojos del mimbre, gamas de verdes de los grandes árboles, tonos grisáceos de las rocas circundantes conforman su paleta, entre otros. En Priego existe además “el no color”, ése que tienen las heladas y transparentes aguas del río Escabas, flujo que corta la roca a su paso, del mismo modo que las manos del alfarero acarician y cortan la arcilla, esculpiendo esa cuenca que recibe el nombre de “El Estrecho”. Este lugar está hecho por poetas y hombres curtidos. Lleno de las huellas que dejaron los gancheros y los monjes. Lugares de huertas, de molinos de agua y montañas. Priego es el lugar donde se dan cita esas contradicciones con las que se contruyen los seres humanos. Y sobre ellos, el monasterio donde mora el Cristo de las Victorias, a los pies del que dejan exvotos los viajeros, sin que nadie pregunte de dónde eres, ni en qué crees o en qué piensas.

Diseño: Agustín Tello

Fotografías realizadas por Agustín Tello.
Polaroid 1000 / Película Time Zero
(Si no ves la galería de fotos pulsa aquí)

Enlaces sobre Priego
http://www.priego.es/
http://www.turismocastillalamancha.com/lugares/cuenca/priego/

Deja un comentario